Connect with us

THE TIPPING POINT, LA MADUREZ BRUTAL DE TEARS FOR FEARS

Luego de 18 años, Roland Orzabal y Curt Smith vuelven con un disco íntimo, cargado de guiños a la new wave, pero incorporando un sonido actual y contundente.

Publicado

 Si se habla de Tears for Fears, es inevitable volver a los 80´s, tiempos de peinados abultados y sintetizadores: la banda británica sostenía un estilo new wave, letras políticamente comprometidas e inundaba la radio con éxitos como “Everybody wants to rule the world” o “Shout”. El mundo los abrazó y ellos lo conquistaron.

A 18 años de su última producción (Everybody Loves a Happy Ending), el dúo inglés ahora edita The Tipping Point, disco que le escapa a los hits. Lejos de complacer a los nostálgicos, el trabajo incorpora un sonido contemporáneo y conecta con la esencia de aquellos años iniciales.

Curt Smith Roland Orzabal ya están mayores, tienen canas y una vida llena de experiencia que relatan en canciones como “The Tipping Point”, que Orzabal escribió tras la muerte de su esposa, o “Stay”, con claras referencias a la época en que Smith dejó la banda.

El feminismo está presente en “Break The Man”: “Ella te recuerda las cosas de las que nunca hablamos”. No olvidar que esta banda escribió “Woman in chains”. Otros momentos son más oscuros. “My Demonds”, por ejemplo, es una canción potente, que explota desde el comienzo, mientras que “End of nights” habla sobre el sufrimiento con una melodía dulce.

“No Small Things” y “Long, Long, Long time” generan climas simples, cargados de reflexiones. “Master Plan” hace referencia a la inspiración y el éxito: “Ayer, todas las luces brillaban en el amor que hicimos, fuera de vista, fuera de mente, perdido entre los Beatles y los Stones”.

En su nuevo disco, Tears for Fears transita temas actuales sin dejar sus particularidades en cuanto a lírica y estilo musical. The Tipping Point no quedará como un clásico, pero es un muy buen retorno a las playlist.

Txt.: Anabella Reggiani

LAS + LEÍDAS